Clásico

¿Qué es Átomo Desinflamante Clásico?

Es la crema analgésica y antiinflamatoria más elegida del mercado; indicada para los procesos inflamatorios o dolorosos del aparato locomotor como la inflamación de tendones, músculos, articulaciones y ligamentos, provocados por torceduras o traumatismos. También para la Artrosis, lumbalgias, dolor de espalda, cuello y torticolis. Esguinces y luxaciones. Codo de tenista.

Presentaciones

POTE

110 Grs. y 220 Grs.

POMO

40 Grs.

AEROSOL

165 Grs. / 245 Ml.

¿Qué contiene Atomo Desinflamante Clásico?

Su fórmula se compone por: Salicilato de Amilo, Alcanfor y Eucaliptol: generan vasodilatación y aumento de la temperatura a nivel local. Tienen propiedades Analgésicas y Antiinflamatorias. Mentol: sensación de frío. Guayacol: Analgésico.

Su versión en Aerosol contiene los mismos componentes y se le suma Pentano + Dimetileter quienes producen frío por evaporación. En combinación con los demás activos, Atomo Desinflamante en Aerosol genera una sensación inicial de frío y un efecto termogénico sobre la zona afectada.

Beneficios

FÁCIL DE APLICAR

Su consistencia facilita su aplicación durante los masajes.

ACCIÓN LOCALIZADA

Actúa directamente sobre la zona afectada.

RÁPIDA ACCIÓN

Experimentá la sensación que proce el producto rápidamente.

¿Cómo se utiliza Atomo Desinflamante Clásico?

En adultos y niños mayores de 12 años, aplicar una capa delgada, 3 a 4 veces por día sobre la zona afectada, masajeando suavemente hasta su completa penetración. Luego de su uso, las manos deberán ser lavadas, excepto si las mismas son motivo de tratamiento. No aplicar por más de 7 días seguidos.

El video demuestra la forma de aplicar el producto. Puede no reflejar la presentación.

ADVERTENCIAS GENERALES
Si el dolor persiste por más de 48hs a 72hs o empeora o si aparece enrojecimiento o irritación de la piel, interrumpa su aplicación y consulte a su médico. Si Ud. está embarazada o dando de mamar, consulte a su médico antes de usar este producto. Uso externo – Evite el contacto con ojos y mucosas – Aplicar sobre piel sana. No aplicar calor extremo ni cubrir con vendas. No aplicar sobre la piel ampollada, heridas abiertas, úlceras, quemadura o áreas de la piel que estén supurando. Mantener este y todos los medicamentos fuera del alcance de los niños. Ante cualquier duda, consulte a su médico y/o farmacéutico.